3 Lecciones de Liderazgo de Nelson Mandela

Se un líder desde donde quiera que estés

Mientras que mañana el mundo se prepara para celebrar el legado del ex presidente de Sudáfrica y ganador del premio Nobel de la Paz Nelson Mandela, nosotros desde la comunidad de negocios deberíamos tomar un momento para considerar las lecciones de liderazgo que pueden destilarse de su vida. Estas lecciones permanecen relevantes para lideres a todos los nivele, en todas las disciplinas y son particularmente relevantes para los jóvenes, que aspiran llegar a liderar bien y dejar cambio positivo y valor en este mundo.

1 – El liderazgo es relativo al comportamiento, no a la posición

Aunque solo fue presidente de Sudáfrica por cinco años, Nelson Mandela es un caso de estudio clásico de como una persona puede liderar sin autoridad oficial. Durante los 27 años que paso encarcelado, ejerció su influencia desde su encierro; durante sus cinco años de presidencia, ejerció gran influencia; durante la década y media que siguió a su retiro de la política, la influencia de Mandela como líder humanitario y filántropo creció de manera extraordinaria. Naturalmente su influencia se incrementó debido a su presidencia, pero posiciones y títulos no definen a los grandes líderes, los grandes líderes definen y utilizan el poder de sus posiciones para generar un impacto positivo en sus organizaciones y comunidades.

La capacidad de integrar, motivar y movilizar a otros a llevar a la realidad una aspiración o meta común, es la base del liderazgo, no posiciones o autoridad oficial. Esta sencilla verdad da esperanza a las nuevas generaciones de millenials; el liderazgo no es algo reservado para aquellos que logren llegar a cargos ejecutivos, puede ser ejercido en cada etapa de sus carreras. Para los profesionales que están a mitad de sus carreras, ejercer sus capacidades de liderazgo puede reencender la llama de la pasión por su trabajo y para quienes ya se han retirado, el ejemplo de Mandela sirve para recordar que el retiro no es algo a lo que temer. Existe un propósito y sentido para cada etapa de la vida: lidera desde donde estés.

2 – En el liderazgo, el carácter es más importante que la estrategia

El General H Norman Schwarzkopf definió el liderazgo como una potente combinación de estrategia y carácter, pero señalaba que, si tienes que prescindir de una, elige la estrategia. Esto ciertamente aplica para el liderazgo de Nelson Mandela. Su integro carácter muchas veces compenso decisiones estratégicas dudosas (por llamarles de algún modo). Decisiones como su relación con el comunismo soviético (que considero un modelo apropiado para Sudáfrica) o su apoyo al violento régimen gobernante en Libia, podrían haber acabado con su carrera política, pero su fuerza de carácter como líder resulto más relevante.

 3 – Nunca hay que rendirse al perseguir ideales extraordinarios

Mandela es frecuentemente citado diciendo “siempre parece imposible, hasta que se hace”. Su perseverancia frente a la persecución inhumana nos muestra que lo que parece imposible, permanecerá imposible si hombres y mujeres con propósito no tienen el coraje para hacer lo correcto.

En tu organización ¿las metas y aspiraciones que parecen imposibles se descartan como no realistas e ingenuas? Lograr cualquier cosa que valga la pena, implicara enfrentar oposición y contratiempos, es por eso por lo que grandes ideas innovadoras mueren en organizaciones todos los días.

Cultivar una organización basada en grandes ideales, vale el esfuerzo. Crear equipos que hacen lo correcto cuando nadie los observa, vale el esfuerzo. Seamos honestos, las realidades mundanas del liderazgo organizacional pueden nublar las grandes aspiraciones que motivan la innovación, pero si algo podemos aprender de Mandela es a comprometernos con una práctica de liderazgo que persiga metas extraordinarias.

La celebración mañana, del Día Internacional de Nelson Mandela, nos hace recordar que tu liderazgo no será medido en pesos y centavos, sino en las vidas que impactaste para bien y el valor que dejaste en este mundo. Mandela creo valor duradero, así deberemos hacerlo nosotros.

5 Tips Para Retomar un Proyecto Previamente Delegado

Evita fricciones innecesarias y malos entendidos

Soy un fanático de delegar. De hecho, me considero un profesional en este arte; estoy tan interesado en delegar que hasta escribí un libro al respecto: Cómo Delegar y Empoderar de Manera Efectiva.

Amo delegar y considero que hace a un equipo, más fuerte.

En tu experiencia como líder ¿alguna vez delegaste un proyecto, para después desear retomarlo?

Aunque no sucede comúnmente, cuando llega a suceder, retomar un proyecto delegado puede ser de las áreas más incomodas y difíciles del liderazgo.

Quizá no era un buen match para la persona. Quizá la persona estaba saturada con otras responsabilidades. Pudiste valorar equivocadamente su potencial, de modo que le delegaste la tarea. Ahora desearías que no fuera así.

¿Qué haces?

¿Cómo retomas una tarea delegada, sin crear sentimientos negativos, sin afectar a valiosos miembros de tu equipo, ni causar malestar o descontento en la organización? Muchas veces la persona puede haber asumido un sentido de propiedad y orgullo en el proyecto delegado, incluso cuando no han estado haciendo un buen trabajo al respecto. Quitarle el proyecto puede ser malinterpretado como rechazo personal.

¿Cómo entonces puede retomar esta tarea que ya delegaste, sin crear caos?

Aquí hay 4 maneras para retomar un proyecto delegado:

Establece el derecho a retomar el proyecto desde el inicio

El proceso debería estar claro desde el principio. La cultura de una organización saludable, tiene a todos operando como equipo. Es más fácil tomar la decisión correcta en un quipo saludable, incluso cuando se trata de retomar un proyecto. Quizá no puedas hacerlo así con proyectos actuales, pero puedes integrar esta conversación para futuros proyectos.

Asegúrate de delegar bien.

Delegar efectivamente eliminara mucha de la necesidad de retomar un proyecto. Puedes aprender más sobre como delegar de manera saludable, empoderando a tu equipo, en mi libro Cómo Delegar y Empoderar de Manera Efectiva, pero básicamente intenta ayudar. Puede suceder en cualquier etapa durante la vida del proyecto, que la persona encargada del mismo no tenga las respuestas o recursos necesarios para completarlo.

Hazlo con amabilidad y gracia

Si retomas el proyecto correctamente, puede incluso ser un alivio para quien lo llevaba y para la organización. Puedes reenfocar la atención de esa persona a otros asuntos, siempre impulsándole a alcanzar su potencial en el proceso.

Ayúdales a aprender

Quizá no fueron capaces de hacer este proyecto, pero si se maneja correctamente, este puede ser un beneficio para su desarrollo. Ayúdales a ver que hicieron mal, porque la tarea delegada está siendo reasignada, y como pueden hacer las cosas mejor en el futuro.

Lo más importante es que la organización debe seguir moviéndose hacia adelante. Algunas veces esto significa que tareas y proyectos deben ser reasignados. Los buenos lideres están dispuestos a tomar decisiones difíciles, incluso cuando se trata de retomar o reasignar una tarea delegada.

Para aprender mas sobre el arte de delegar empoderando a tu equipo, descarga GRATIS mi libro Cómo Delegar y Empoderar de Manera Efectiva.

32 Mujeres CEOs en el Fortune 500 ¿y el Liderazgo Femenino en América Latina?

Empoderando a más mujeres en nuestras organizaciones.

El número de mujeres dirigiendo compañías del Fortune 500 sigue siendo muy bajo, aunque creciendo favorablemente. En junio, Fortune Magazine público su lista Fortune 500, que clasifica a las más grandes compañías de Estados Unidos por sus ganancias del 2016.

Con 32 compañías siendo dirigidas por mujeres, o 6.4 porciento, este año la lista tiene el mayor número de mujeres CEOs en sus 63 años de historia, compuesta por líderes como Mary Barra de General Motors, que en 2014 se convirtió en la primera mujer en ocupar una posición de CEO en una compañía automotriz internacional.

Este es un tema muy relevante, porque justo hoy se cumplen 62 años de las primeras elecciones de México en las que pudieron votar las ciudadanas mexicanas.

¿Y qué está pasando con la equidad de género en el terreno del liderazgo en México y América Latina?

En América Latina, según el informe “La mujer en la gestión empresarial: Cobrando impulso en América Latina y el Caribe” de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el 4.2% de los puestos de CEO, son ocupados por mujeres.

Con grandes mujeres como Maria Teresa Arnal llegando a la dirección general de Google México en marzo 2017, o la muy estimada en linkedin Nazareth Black, CEO de Car Fast México, en este país solo el 4% de las mujeres ocupan puestos de CEO, con solo el 8.5% en puestos directivos.

Aunado a una brecha salarial del 0 a l 45% es evidente que todavía tenemos mucho por hacer para llegar a la anhelada igualdad de géneros a la que se dirige nuestra sociedad.

Empoderar a más mujeres, para convertirlas en líderes que aporten su gran poder transformacional y de comunicación, deberá formar parte de las políticas de nuestras organizaciones.

¿Hay igualdad de género para las oportunidades de crecimiento en tu empresa? Y si eres mujer, ¿qué estás haciendo para formarte como líder?

Un típ: El coaching ejecutivo es una buena alternativa.

El liderazgo efectivo debe fomentar la sinergia en su equipo

La sinergia mejora del clima laboral, incrementa la motivación de los miembros del equipo lo cual conlleva al aumento de la productividad de la empresa.

Hablar de Sinergia es hablar de una de las propiedades que presentan los sistemas.

De acuerdo a la Teoría general de Sistemas, las interacciones entre las partes o componentes de un sistema generan un valor agregado mayor al que se lograría si cada componente funcionara por separado.

Las doce claves del liderazgo

Se entiende por liderazgo “la capacidad de movilizar a otras personas para luchar por aspiraciones compartidas”.

Si alguna vez has logrado movilizar la voluntad de alguien para trabajar por algo en común, entonces muy probablemente sí cuentes con el potencial para convertirte en un Líder.

1 2 3 4